Noticias

Unquillo: relocalizarán las antenas de telefonía celular que eran cuestionadas por los vecinos

El municipio firmó un acuerdo con las empresas Claro y Personal. Se instalarán en dos predios en las zonas norte y sur de la ciudad.

Las antenas actualmente están ubicadas en calle Entre Ríos

El intendente de Unquillo, Germán Jalil, informó que llegó a un acuerdo con las empresas de telefonía celular para relocalizar, en un plazo de cuatro meses, dos antenas que eran motivo de protestas y reclamos de vecinos, porque no respetaban la distancia mínima de 500 metros de distancia desde las viviendas más cercanas.  Este conflicto, que llevaba más una década de planteos y discusiones, se exacerbó en los últimos meses porque los vecinos bloquearon el acceso al predio de la calle Entre Ríos, en donde están emplazadas actualmente las antenas de telefonía celular de las empresas Claro y Telecom Personal; y se resintió el servicio en casi toda la ciudad. Los residentes del lugar expresaron que durante el último mes el conflicto de agravó a causa de que las empresas disminuyeron la capacidad del servicio de telefonía celular porque se había bloqueado el acceso al predio donde están emplazadas las antenas, para tareas de mantenimiento. El acuerdo, que fue rubricado por las partes, determina que en un plazo de 120 días las empresas deberán trasladarse a dos predios, en las zonas norte y sur de la ciudad, a menos de 300 metros de las viviendas más cercanas para su funcionamiento, y se autorizó el ingreso de personal para el mantenimiento y asistencia de las antenas para restablecer el normal funcionamiento de las señales en el sector.

El intendente de Unquillo, Germán Jalil, expresó que la medida representa una buena noticia, porque ayudará a resolver de manera definitiva un problema que aqueja a gran parte de la comunidad.  “A partir de ahora el municipio podrá efectuar los controles necesarios,  y cobrar las tasas que en 12 años nunca se recaudaron. La medida es importante porque hay un amparo de la Justicia federal, de acción declarativa de certeza a favor del municipio y existe el compromiso de no apelar por parte de las empresas para regularizar la situación.  Fue una larga batalla de vecinos y del municipio para hacer respetar mínimamente las normativas locales y reconocer los derechos de los ciudadanos”, expresó Jalil. Además del beneplácito de las autoridades, el convenio cuenta con el respaldo y acuerdo de los vecinos porque, entienden, sienta un precedente para regular esos permisos en otros municipios y fortalece el poder de policía de las administraciones locales. El marco de discusión que se generó en este caso, también sirvió para que las autoridades reactualicen el marco normativo del funcionamiento y autorización de nuevas instalaciones en la ciudad.

Dejar un comentario